Entre solicitudes, propuestas y fotos, así son las audiencias de Sheinbaum

0
11

 

 

México, 1 Mar (Notimex).- Desde el inicio de su administración, la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, atiende a los ciudadanos en audiencias matutinas en el Antiguo Palacio del Ayuntamiento, donde recibe desde solicitudes de empleo y seguridad, proyectos de la sociedad civil, hasta peticiones para tomarse fotos.

Los ciudadanos esperan desde antes de las 05:00 horas una de las 50 fichas que se reparten cada día con la esperanza de ser atendidos por la funcionaria y científica que gobierna la capital del país desde diciembre pasado y que a las 06:00 horas comienza la jornada.

Personal de la Jefatura de Gobierno recibe a los ciudadanos y les pide llenar un registro, para después pasar a uno de los salones del Antiguo Palacio del Ayuntamiento, donde toman asiento y avanzan uno a uno ante Sheinbaum Pardo o bien, son atendidos por las diversas dependencias del gobierno.

Durante la espera, Viridiana Cabrera de 29 años de edad observa con paciencia la fila, tiene la esperanza de que la jefa de gobierno colabore con ella y otras madres de familia para colocar una techumbre en los patios de la escuela primaria en la que estudian sus hijos de nueve y ocho años de edad.

Para llegar al lugar, esta joven salió a las 04:00 horas de su casa ubicada en la alcaldía Venustiano Carranza, confiada en que valdrá la pena para buscar mejoras en el plantel educativo.

En tanto, el especialista en ingeniería petrolera, Juan Toledo Mejia, se acercó a las audiencias en busca de un empleo, y aunque no tiene claro en qué área del gobierno capitalino podría trabajar, espera que la mandataria local lo posicione en alguna vacante.

Desde Tecámac, Estado de México, el señor Pedro, de 47 años de edad, acudió también en busca de un trabajo, y aunque posee 17 años de experiencia como empleado bancario y cuatro años en Caminos y Puentes Federales, sabe que para una persona mayor de 40 años de edad es muy difícil conseguir un empleo.

“Me sorprendí al ver que ella estaba aquí, jamás imaginé que seria la misma jefa de Gobierno la que me atendería, he escuchado buenos comentarios de las audiencias, espero que ella realmente me escuche y me ayude a encontrar algo no sólo para mí, también para mi familia”, afirmó, sin importar que no resida en la capital.

Para Eduardo Chavez, cada minuto frente a la jefa de Gobierno es valioso, él quiere presentar un proyecto de inteligencia artificial aplicado a la seguridad y a la educación en la capital, del que, asegura, a través de la plataforma, los ciudadanos podrían hacer una señal con su ropa para enviarla a la Policía y evitar un asalto, por ejemplo.

Entre la multitud, la abogada Cecilia Ortiz, procedente de Milpa Alta y de 46 años de edad, asegura que dejó de trabajar para dar prioridad a su familia, pero ahora que sus hijos son mayores intentó ingresar al mercado laboral sin éxito; confía en que Claudia Sheinbaum la ayude a conseguir un empleo.

Para Sebastian Loyola, la convocatoria matutina le abre una puerta a su proyecto personal con el que busca colaborar en alguna de las áreas que mantiene contacto con la población, con el propósito de restaurar el tejido social.

“Me siento muy emocionado, conmovido, me parece maravilloso que una mujer, una académica, esté al frente de este gobierno, eso lo hace más humano”, expresó el ciudadano de 29 años de edad.

Al finalizar la sesión, Sheinbaum toma en su mano un vaso térmico, se toma algunas fotografías con la gente y luego camina sola rumbo a su oficina en la parte superior del edificio; aún tiene una agenda larga: gabinete de seguridad, conferencia con medios de comunicación y la inauguración de Centros Comunitarios.

Pese a la desmañanada, el traslado y la espera, los ciudadanos atendidos por la jefa de Gobierno capitalino aseguran que se quedan con buen sabor de boca pues se sienten escuchados.