Santo, El enmascarado de Plata. Cien Años, en Casa de Cultura de Puebla

0
5

Puebla, 7 Ene (Notimex).- “El Santo sigue siendo taquillero”, fue la expresión que hizo El Hijo del Santo, en respuesta al poder de convocatoria que tuvo la inauguración de la exposición “Santo, El enmascarado de Plata. Cien Años”, que desde el pasado 6 de diciembre albergan las salas de la Casa de Cultura de Puebla.

El Santo, el enmascarado de plata, nació el 23 de septiembre de 1917; y con el propósito de celebrar los 100 años del natalicio del deportista mexicano, es que su hijo, junto con su grupo de trabajo, ha organizado una serie de actividades en varios puntos de la República Mexicana.

“El acervo que aquí se exhibe es sólo el 10 por ciento de todo lo que poseo de mi padre. Todo permanece en casa porque no he tenido la oportunidad de crear un museo, pero me enorgullece venir a Puebla porque ésta fue una plaza importante para mi papá”, dijo El Hijo del Santo.

Como parte de las actividades comenzaron con el buscador Google que le dedicó un doogle; después el boleto conmemorativo del metro con la imagen del enmascarado de plata, así como la exposición permanente en la estación del Metro Guerrero, y una muestra de fotografías sobre las rejas de Chapultepec.

En Puebla, del 6 de diciembre al 31 de enero de 2018, los poblanos y visitantes podrán apreciar la muestra conforma por 201 piezas entre máscaras, capas, fotografías y otros artículos extraídos de la colección personal de El Hijo del Santo y basada en el libro titulado “Santo”.

Bajo la curaduría de Gina Cruz, los espectadores se adentrarán al mundo del también actor del cine de oro en México, ya que la muestra pretende exhibir la vida y obra de este icono popular, haciendo de carne y hueso al héroe, pero a la vez inmortalizándolo.

Artículos personas, máscaras, carteles, notas periodísticas, fotografías dan cuenta de Rodolfo Guzmán Huerta (1917-1984) inicio como “Rudy Guzmán”, luego como el “Hombre Rojo”, “El Demonio Negro”, “Murciélago II” y finalmente, como “El Enmascarado de Plata”.

Con la ayuda de los guías, los asistentes comprenderán el recorrido temático por la vida de este personaje y algunas etapas desconocidas para los espectadores, como su paso por la fiesta brava, o su veneración a la Virgen de Guadalupe.

Roberto Trauwitz Echeguren, secretario de Cultura y Turismo del estado, destacó que El Santo hizo que la verdad y la ficción se entrelazaran con la realidad de su carrera que lo cubrió de fama, volviéndose una leyenda dentro y fuera de México

Fue el personaje principal dentro de la literatura popular de México y uno de los más queridos junto con el legendario Kalimán

Luis Banck Serrato, presidente municipal de Puebla, recordó la importancia de El Santo en los mexicanos, tanto que la agrupación Botellita de Jerez le dedicó su guacarock, mientras que el escritor Carlos Monsivais lo entendía como una mezcla ritual de comedia, deporte y teatro, incluso de purificación laboral.

En 1984 durante el programa de televisión Contra Punto, dirigido por el periodista Jacobo Zabludovsky, hizo por sí mismo lo que nunca nadie pudo hacer, se quitó la máscara por unos segundos.

“En ese momento la leyenda comenzó a cerrar un circulo perfecto, pues los mexicanos y miles de seguidores en otros países cayeron en la cuenta que él era tan humano como cualquiera de nosotros; y la leyenda se hizo ser humano”, comentó

Ícono del cine mexicano, súper héroe y gran deportista asistió el 18 de julio de 1953 a la inauguración de la Arena Puebla. El cartel incluía una lucha súper estelar a cargo de El Tarzán López, Enrique Yañez y Black Shadow por el bando de los técnicos, mientras que El Cavernario Galindo, El Verdugo y El Santo integraban el bando de los rudos.

El Santo es el reflejo de una persona y héroe netamente mexicano que proyecta fuerza, dedicación, disciplina, salud y valores culturales que hablan de la superioridad del bien sobre el mal.

“Santo, El enmascarado de Plata. Cien Años” se encuentra abierta de martes a jueves de 10:00 a 18:00 horas y de viernes a domingo, de 10:00 a 20:00 horas.

El costo de entrada es de 30 pesos para el público en general, con el propósito de utilizar los recursos para la realización de Jornadas de la Visión en las siete regiones de Puebla, con la entrega de siete mil anteojos para niños y adultos mayores, a cargo de la Fundación Lozano

Durante los días jueves, viernes, sábado y domingo, a las 17:00 horas, en la Sala Luis Buñuel de la misma Casa de la Cultura de Puebla, se estarán proyectando diferentes largometrajes, hasta que concluya la exposición, sin costo adicional.

En sus aventuras enfrentó por igual a hechiceras, psicópatas asesinos, maléficas, gansters, e internacionales mujeres vampiro, extraterrestres, zombies, científicos locos, pero siempre buscando el triunfo de la ley y de la justicia.